‘Don’t Worry Darling’ [No te preocupes querida]’: análisis y explicación final

Don’t Worry Darling’ (No te preocupes querida) se ha estrenado con la polémica detrás. Que si una directora ausente, una actriz teniendo que suplir el papel de directora, una histeria de amor que surgió en medio del rodaje… La prensa del corazón ha hecho que la película estuviera en un segundo plano, mientras que la polémica cubría portadas. Incluso llegaron a inventarse un escupitajo para seguir buscando el click bait.

Pero alejada de la polémica, ‘Don’t worry darling’ es una película muy digna, una distopía donde los roles de género están muy marcados y nada es realmente lo que parece. Mujeres «perfectas» viviendo en cárceles con muebles bonitos, donde sus maridos son sus carceleros.

Resumen ‘Don’t Worry Darling’

Alice (Florence Pugh) es una ama de casa ejemplar. Por las mañanas despide a su marido antes de que se vaya a trabajar, limpia la casa, se va de compras y tiene preparada la cena de seis platos para cuando regresa. Recibiéndole además cada noche con un poco de sexo sobre la mesa del salón.

Ese es su día a día. Pero cuando su amiga Margaret se suicida delante de sus ojos, empieza a ver que en verdad lo que está viviendo no es una vida ideal, sino que se encuentra encerrada en un mundo diseñado por otros, donde no puede ser completamente libre.

El Proyecto Victoria’ es en realidad un programa informático que crea una simulación donde las personas viven en barrios residenciales de los años sesenta, donde a las mujeres se les ha lavado el cerebro y reprogramado su vida para que acepten, según sus creadores, su «lugar en ese mundo». Un lugar en la casa, al cuidado del marido y de los hijos, donde aspirar a algo más puede ser motivo de reprogramación.

Además quien la ha encerrado en la simulación es su propio novio, Jack (Harry Styles). Que cansado de su vida diaria insatisfactoria, donde ella era quién llevaba el dinero, ha decidido cambiar por completo las tornas en su relación, sin consultarle a su pareja.

dont worry darling explicacion final
Florence Pugh como Alice y Harry Styles como Jack en ‘Dont Worry Darling’

Los inceles, un virus informático

En los últimos años nos hemos familiarizado con un nuevo término que viene directo de Estados Unidos: «incel». Los incels, abreviatura de involuntarily celibate (celibato involuntario), son una comunidad virtual de hombres que al no ser capaces de tener relaciones románticas o afectivas con mujeres, recurren al odio, la misantropía, el racismo, la misoginia y la violencia. Están en contra de la igualdad y reclaman como época dorada de la sociedad cuando los roles de género estaban estrictamente marcados, él hombre era quien traía el pan a casa, y la mujer, se ocupaba de las tareas del hogar y cuidaba a los hijos.

En ‘Don’t Worry Darling’ (No te preocupes querida), vemos como Jack(Harry Styles) acaba convirtiéndose poco a poco en un incel. Y cómo toda la porquería barata que lee en internet y la comunidad de la que forma parte, acaban por transformarle en un monstruo. Hasta tal punto que decide encerrar a su mujer en la simulación para así cumplir sus deseos, sin importarle lo que ella quiete o necesita.


Crítica de ‘Superempollonas’, la primera película de Olivia Wilde


¿Quién es realmente Frank (Chris Pines)?

En la película la simulación se conoce como ‘El proyecto Victoria‘. Y hay un hombre a su cargo: Frank (Chris Pine). Su personaje, según palabras de su directora Olivia Wilde, está basado en uno de los líderes del movimiento incel:  Jordan Peterson. Ella mismo describió a Jordan como un “héroe pseudointelectual para la comunidad incel”. Jordan Peterson es un polémico escritor y profesor de psicología con ideas completamente arcaicas sobre la posición social de los hombres y las mujeres en la sociedad.

Y en la película Frank es el impulsor del proyecto y quién controla qué ninguna mujer salga de esa cárcel. Él es el hombre a cargo y es adorado entre el resto de los hombres del lugar, al que consideran su líder.

Cuando Alice(Florence Pugh) descubre finalmente lo que está pasando, Frank aprovecha la ocasión para poner al resto de mujeres en su contra y convertirla en una loca y desquiciada. Apoyado, evidentemente, por los demás hombres de la comunidad. Todos saben lo que está pasando, pero ninguno saldrá en defensa de la joven, porque al final lo que quieren es tenerla bajo su control.

dont worry darling chris pines
Chris Pine como FranK y Jordan Peterson

Explicación del final de ‘Don’t Worry Darling’

Alice finalmente es consciente de que está encerrada en una simulación, pero cuando además descubre que Jack es parte del problema, pues él es quien la encerró en primer lugar, enloquece y acaba matándolo por accidente. Lo que no sabe es que la muerte en la simulación también implica la muerte en la vida real.

Esto se lo confirma su amiga Bunny (Olivia Wilde), quien a diferencia del resto de mujeres, está ahí por iniciativa propia. Bunny ha decidido encerrarse de forma deliberada en la simulación para así volver a estar con sus hijos, a los que perdió en la vida real. Pero cuando ve a su amiga Alice en el aprieto, decide ayudarla a pesar de que sabe que eso le traerá a título personal grabes consecuencias.

Finalmente Alice huye en descapotable, a lo Thelma y Louis, hasta la zona de descarga para salir de ese mundo. ‘Don’t Worry Darling‘ acaba en el preciso instante en el que ella se descarga, pero por pequeños fotogramas en los títulos de crédito, podemos entender que finalmente huyó de su prisión y tiene de nuevo el control de su vida.

También podéis escuchar nuestro podcast sobre la película:

Foto del autor
La Claqueta Metálica
Web de cine y series. Síguenos también en nuestras RR.SS.

Deja un comentario