Crítica de «Zona hostil»

| por

Con cinco millones de presupuesto y la colaboración del ejército español tanto en materiales como en el propio entrenamiento militar de los actores; llega una producción novedosa en género en nuestro país. Una historia basada en hechos reales que nos sitúa en medio de la guerra de Afganistán, cuando un helicóptero encargado de dar auxilio médico a dos soldados americanos, queda encallado en medio del desierto. Soldados de varias divisiones del ejército español se quedarán 14 horas angustiosas a la espera del rescate, mientras los ataque talibanes no dejan de producirse.

zona hostil 2
Expectativa frente a Realidad

Estamos ante una película coral, que nos muestra  al ejército español como no lo habíamos visto antes. Nos presenta un amplio abanico de cargos que van de cabos a sargentos pasando por médicos e incluso ingenieros. La cooperación, la toma rápida de decisiones así como el ingenio y la propia voluntad marcan a unos personajes que a pesar de la valía y el arrojo que desempeñan, tratan de humanizarlos con miedos y frustraciones.

Se inspira en el cine americano con ambientaciones y escenas de acción que tratan de imitar a las batallas hollywodiense. Las escenas de tensión, aunque no paralizan, entretienen. Y aunque no sumergen, no desentonan. Una primera toma de contacto válida con un género apenas explotado. Pero a pesar de las referencia a un cine más grande, no deja de apostar por historias que nos tocan de cerca y personajes que nos resultan familiares. No todas contadas con el mismo acierto.

zona hostil
-Hola, soy Roberto Álamo, y me conoceréis de todas las películas de este año.

Que Roberto Álamo es el actor de moda, nos había quedado claro. Vuelve a encabezar un reparto que lo componen actores veteranos como Ariadna Gil y nuevos rostros en cine como Rául Mérida o Ingrid García Johnsson. Y son las actuaciones de estos, una gran aportación a la obra, siendo otros miembros del reparto uno de los puntos más flojos de la película.

Aunque «Zona Hostil» no destaca, parece dar un paso en la buena dirección. Sin arriesgar, pero contando bien las cosas. Es definitiva, un entretenimiento novedoso de nuestro cine que cada vez explora nuevos terrenos y trata de derribar barreras llenas de prejuicios  frente al enemigo. Y solo cuando se llenen las salas, y el enemigo se convierta en aliado, se habrá ganado la batalla.

3 claquetas

Comparte el artículo si te ha gustado

Deja un comentario