The Last of Us: Final explicado y análisis (spoilers de la serie de HBO)

Análisis con spoilers de The Last of Us (videojuego). Comentamos el dilema moral que supone su final y diseccionamos a Joel y Ellie.

The last of Us no es un videojuego más, es una experiencia inmersiva donde vivimos un apocalipsis zombie en primera persona. Tratando de sobrevivir a los desafíos que nos pone por delante el juego: evitando morir comido por los zombies y evitando que nos coman también los sentimientos. Y la serie de HBO ha sabido llevar ese mismo espíritu a la pantalla.

Porque The Last of Us no solo es un juego difícil por los monstruos que aparecen en el camino intentando darnos un par de mordiscos, o por los humanos armados hasta los dientes que disparan con mucho tino. Si no porque la historia de Joel y Ellie consigue tocarnos de lleno. Una relación paternofilial que se desarrolla por el camino y donde vemos dos personas sumidas en la soledad que finalmente encuentran una razón para seguir adelante. ¿Qué sentido tiene la vida si no hay personas con la que compartirla?


Compra ‘The Last of Us’ en Amazon al mejor precio


El 15 enero se estrena en HBO la serie basada en el videojuego, que tiene a Pedro Pascal (Juego de Tronos, The Mandalorian) como Joel y a Bella Ramsey (Juego de Tronos, El libro de Catherine) como Ellie. Este análisis contiene spoilers del videojuego, y por tanto, también de la serie. Pues sus creadores han asegurado que es la misma historia. Y habiendo visto los primeros capítulos os podemos asegurar que es así.

Resumen The Last of Us

The last of us Serie Vs Videojuego
Serie vs Videojuego de ‘The Last of Us’

El calentamiento global ha hecho que algunos tipos de hongos, ayudados por el aumento de temperatura, muten y se vuelvan organismos dominantes, que se introducen en el cerebro humano para acabar sometiendo a las personas a su voluntad. Una simbiosis que convierte a aquellos que están expuestos a sus esporas en monstruos caníbales. Los cuales, además, infectan con sus mordiscos a otros. Una variante del zombie tradicional donde ahora además el hongo hace que el zombie mute con el tiempo adquiriendo formas más monstruosas.

Nada más empezar el apocalipsis zombie, Joel pierde a su hija Sarah. La niña es disparada por un oficial en plena calle cuando tratan de huir. Y la pequeña muere en los brazos de Joel mientras este trata de reanimarla. Tras ese momento tan doloroso llega una elipsis de veinte años y viajamos en el tiempo para comprobar que el mundo tal y como lo conocemos ha desaparecido. Cada rincón del planeta ha sido conquistado por el virus/hongo, la calle está atestada de zombies y los supervivientes han tenido que aprender a vivir con la amenaza de muerte en cada esquina, sabiendo además que cualquier minuto puede ser el último.

Joel ha dedicado estos últimos años a ser un contrabandista. Haciendo pequeños trabajos para ganarse la vida en un mundo completamente destruido. Lo ha hecho todo prácticamente solo (a excepción de Tess), consumido todavía por el dolor de perder a su hija y sin ganas de volver a conectar con el resto del mundo. Los últimos años han sido solo supervivencia. Pero su destino está a punto de cambiar para siempre cuando alguien se entromete en su vida: Ellie.

Los luciérnagas, un grupo de milicia que se opone al gobierno, han encargado a Joe una misión: llevar a Ellie hasta un centro médico en Salt Lake City. Al principio no sabemos cuál es el cometido. Aunque a lo largo del camino descubrimos que Ellie ha sido mordida por un zombie y aún así no se ha convertido. De hecho su herida ha cicatrizado. Ellie es la primera inmune que se ha conocido en el nuevo mundo y tratan de llevarla hasta Salt Lake City para así crear una cura.

Pero en el viaje Joel y Ellie conectarán. Ellie, que es huérfana, verá en Joe una figura paterna que necesita. Y Joel, que perdió a su hija hace años, volverá a tener ganas de vivir gracias a la llegada de Ellie. Ambos tendrán que confiar el uno en el otro para superar los desafíos que les ponga el destino; tanto humanos, zombies como sentimentales.

El nuevo mundo: belleza y decadencia

El mundo de The Last of Us
El nuevo mundo en The Last of Us

The Last of Us nos presenta un mundo completamente devastado. Donde si bien el ser humano está en decadencia, curiosamente la naturaleza tiene una segunda oportunidad y las plantas aparecen donde en otro tiempo hubo asfalto y edificios. Un gran contraste entre lo decadente y la regeneración del ecosistema que da un aspecto visual potentísimo.

Es cierto que los acontecimientos se desarrollan en Estados Unidos, por las noticias que leemos en los recortes de prensa nos aclaran que es un fenómeno a nivel mundial. Una pandemia que ha llegado a cada rincón del planeta. A lo largo del camino vamos viendo cómo algunas de las ciudades más emblemáticas han sido devastadas. El juego comienza en Austin (Texas), el hogar que Joel comparte junto a Sarah. Pero tras la elipsis nos sitúa en Boston (Massachussetts), donde Joel conocerá a Ellie. Luego su peregrinaje les llevará hasta Lincoln (Massachussetts), Pittsburgh (Pennsylvania), Jackson (Wyoming), Boulder y Lakeside en Colorado y finalmente a Salt Lake City en Utah, donde está el laboratorio de las Luciérnagas.

¿Qué es FEDRA? ¿Quiénes son los luciérnagas?

Tras la introducción, la serie nos traslada veinte años en el tiempo. Aparecemos en Boston en el 2023, donde se ha establecido un sistema militar autoritario que parece extendido en la mayor parte del país. Una dictadura que controla a los ciudadanos y no les deja salir de sus ciudades, asesinando sin miramiento a aquellos que osen romper las nuevas reglas. Se hacen llamar FEDRA.

Pero también ha surgido un grupo rebelde que lucha contra FEDRA. Se hacen llamar los luciérnagas y su cometido es desmantelar el nuevo sistema de gobierno. Siempre están tratando de buscar nuevos aliados, como el hermano de Joel, que se une a su causa. Además, tratan de buscar una cura al virus/hongo. Por eso para ellos es tan importante llevar a Ellie hasta Utah, donde tienen el centro de operaciones y el laboratorio.

Look for the light

Chasqueadores VS humanos

The Last of Us no es un juego sencillo y el viaje será un desafío. Por un lado, están los zombies, que aparecen literalmente en cualquier esquina (recordemos que cualquier persona mordida por un zombie se convierte en un zombie). Pero los propios zombies han mutado y algunos se han convertido en chasqueadores: de aspecto más desagradable, ciegos pero con un oído superdesarrollado. Además, el mundo está consumido por el virus/hongo y las esporas que sueltan algunos de esos monstruos impiden incluso respirar en lugares cerrados.

Pero quizás el mayor peligro sean los humanos. Más rápidos, más inteligentes y con demasiadas balas en el cartucho. Un mundo peligroso donde la ley del más fuerte es la que impera ahora y cada grupo tiene sus propias reglas. Grupos armados, milicias, revolucionarios, esclavistas e incluso clanes de caníables. Todo vale en este nuevo mundo.

Final explicado de The Last of Us

Si el comienzo de The Last of Us es una puñalada en el corazón, el final vuelve a ponernos en más de un aprieto. Además, nos plantea un dilema moral: salvar a Elli o salvar al resto del mundo. Y aunque la narración es lineal y si quieres pasarte el juego no hay otro camino, en parte sentimos que la decisión es nuestra.

El fin del camino nos lleva hasta Sant Like City (Utha), donde las libélulas tienen el laboratorio. Todos allí han estado esperando la inminente llegada de Ellie, la niña inmune y posible salvadora de la humanidad. Y en seguida empiezan a hacerle pruebas antes de meterle en la sala de operaciones.

Pero finalmente descubrimos que la única forma de hallar la cura para el virus es perdiendo a Ellie por el camino. Ella debe morir para que el resto vivan, porque la solución reside en su cerebro. De hecho, la niña es informada antes de la operación de lo que va a suceder. Y aun así, Ellie decide seguir adelante con el plan. Está dispuesta a sacrificarse para que el resto tenga una oportunidad. Para que Joe tenga una oportunidad (se nos cae una lagrimita). Joel, sin embargo, no estará del todo contento con esta idea.

Joel, que ha creado una relación especial con ella en los últimos meses, está a punto de perder por segunda vez a una «hija» en sus brazos. Y llevado por el amor y a la vez por el egoismo, decide sacar a Ellie del laboratorio a la fuerza, evitando que le pase lo mismo que a Sarah. Eliminando sin pudor a todas las luciérgagas que se le ponga por el camino.

Tras quitarse de en medio a decenas de personas, finalmente Joel sale del hospital con Ellie en brazos. Roba un coche y huye sin mirar atrás. Cuando finalmente Ellie despierta de la anestesia, Joel le cuenta una mentira. Le dicen que no han podido hacer una cura y que todo ha sido un fracaso. Ellie desconcertada cree la versión de Joel, ¿por qué iba a engañarla? Y ambos regresan en el coche en silencio.

Joel, ¿héroe o villano?

The last of us Joel y Ellie
Joel y Ellie en The Last of Us

Tenemos ante nosotros a uno de los grandes personajes de los videojuegos de todos los tiempo. Joel no es un héroe, pero tampoco un villano. Es un ser humano complejo y lleno de grises que además ha experimentado el dolor por la pérdida de primera mano, con todo lo que eso conlleva. Y quizás por eso conectamos tanto con él, por lo real y cercao que nos parece, por lo bien escrito que está y por cómo nos vemos reflejados en el personaje.

Su relación con Ellie empieza de forma apática. Sabe que si no se encariña con la niña no sufrirá cuando la abandone, o peor, cuando un zombie la devore. Pero el ser humano es sentimental y no siempre puedes controlar lo que los demás influyen en ti. A medida que pasan los días, los meses y las estaciones, Joel se transforma. Ellie le devuelve la humanidad que había perdido por el camino. Le devuelve las ganas de seguir luchando por algo.

“I struggled for a long time with surviving. And no matter what, you keep finding something to fight for.”

Joel

¿Habrías hecho lo mismo?

Cuando decíamos que The Last of Us era un juego intenso es, sobre todo, por su principio y su final. Primero una niña muere en nuestros brazos y luego condenamos a la humanidad para salvar a otra. En la primera no hay opción, solo una mala jugada del destino. Pero la segunda está completamente en nuestras manos y por eso es mucho más debatible.

Por un lado, es una sola persona para salvar a muchas más. Pero por otra, es la única persona que le importa a Joel. El dilema esta servido. Lo más curioso, es que por mucho que la decisión sea egoísta, es también comprensible. No digo que nosotros hubiéramos hecho lo mismo, sino que en el fondo entendemos por qué Joel sí lo hace. Así que directamente os preguntamos ¿Habríais salvado a Ellie aunque eso hubiera significado condenar al resto de la especie humana? Os leemos en los comentarios.


¿Quién es Bella Ramsay? Descubre dónde la has visto antes.

Descubre nuestro PODCAST de The Last of Us 2:

Foto del autor
Soy Una Gafapasta
Más cinéfila que persona. Tuve que ver Mullholland Drive tres veces seguidas para entenderla, no lo logré, pero finjo que sí desde entonces. Amante del cine europeo, del indie americano y de la ciencia ficción. Futura señora de Ari Aster, aunque él todavía no lo sabe.

Deja un comentario