Análisis ‘HORSE GIRL’ de Netflix: Explicación del final con spoilers


Cuando en una película las enfermedades mentales se mezclan con sucesos sobrenaturales la mayor parte del tiempo nos dedicamos a adivinar qué es mentira y qué es real, sin centrarnos en lo verdaderamente importante: meternos en la verdad de la protagonista, en su forma de sentir, de pensar, de sufrir y de contemplar lo que le está sucediendo. Y eso es precisamente lo que sucede con Horse Girl, la nueva película protagonizada por Alison Brie que juega con el espectador para que seamos nosotros los que saquemos nuestra propia conclusión de lo que hemos visto.

SINOPSIS Y RESUMEN DE HORSE GIRL

Horse Girl nos presenta a Sarah (Alison Brie) una chica peculiar y obsesionada con las series de misterio que comienza a vivir experiencia paranormales en sus propias carnes. Ella asegura que es absorbida por extraterrestres que la estudian, clonan y la transportan en el tiempo mientras duerme. Hasta tal punto llega su obsesión que está convencida de que ella misma es un clon de su abuela, que curiosamente también pasó por síntomas parecidos a los que ella padece. Lo que comienza como sueños lúcidos y confusos se acaba convirtiendo en una obsesión que la trastornará completamente.

Alison Brie como Sarah en Horse Girl

EXPLICACIÓN HORSE GIRL

Lo primero que hay que entender de Horse Girl es que efectivamente Sarah está mentalmente enferma y que todo lo que está experimentando es producto de su enfermedad. De hecho es curioso cómo ha mezclado los hechos que ha vivido tanto ella como otros a su alrededor hasta crearse esa fantasía en su cabeza donde los sueños y su propia imaginación transforma su realidad de una forma peligrosa.

Y hay un dato muy revelador que nos ayuda a entender qué le ha pasado exactamente. El centro psiquiátrico. Cuando es internada a mitad de la película ella piensa que es su primera vez en el centro, pero ya ha estado allí previamente. Así nos lo deja claro el médico, aunque ella ni siquiera le recuerda. De hecho parte de su confusión es debido a que no recuerda ese periodo y lo ha transformado en algo distinto para tratar de explicar lo que le está sucediendo.

  • LOS CABALLOS

Que Sarah (Alison Brie)  está obsesionada con los caballos es más que evidente. Incluso el título de la película hace referencia a su amor por los equinos. Parece que los caballos le recuerdan a un periodo en el que era feliz y evidentemente conecta más que con las personas. Pero además el animal también será clave para entender este laberinto de película.

Hay un momento dado en el que el cuidador de caballos grita a Sarah al encontrarla en las cuadras. Una reacción exagerada que no se entiende desde la perspectiva de Sarah, pero que nos ayuda a comprender la verdad: hay un fascículo de esta historia que nosotros no conocemos porque la propia Sarah ha olvidado. 

La película comienza con la dueña de la tienda donde trabaja Sarah viendo un caballo tras la ventana. Parece que no es la primera vez que nuestra protagonista secuestra al famosos caballo y seguramente la reacción del mozo de cuadras tenga que ver precisamente con eso. Sarah se ha llevado al caballo previamente, y lo volverá  a hacer de nuevo al final, sin recordar que eso mismo ya lo ha vivido. 

La película además juega relacionando esa última escena de ‘Horse Girl’ con la primera, cuando vemos al caballo a través del cristal de la tienda. Un pequeño engaño que puede hacernos pensar que todo lo que cuenta es real, pero que sin embargo nos está diciendo que no es la primera vez que Sarah actúa así.

Escena final Horse Girl
  • QUÉ ES VERDAD Y QUÉ NO

Sarah transforma la realidad hasta crearse una ilusión que acepta como real. Asume la clonación porque la ve en su serie preferida, habla de los aliens como hiciera su abuela en su día y si no fuera suficiente también se obsesiona con los viajes en el tiempo como lo hace su compañera de habitación en el centro pisquiátrico; incluso pierde la memoria como hace su antigua amiga que cayó del caballo años atrás.

Cuando Sarah se reune con el doctor, ella asegura que es la primera vez que lo ve, pero sin embargo el médico nos deja claro que ella ya ha estado allí internada con anterioridad.  Ella ha olvidado esa primera estancia y ha unido las piezas que le faltan creando una ilusión. Su realidad es un engaño, pero a ella le sirve para sentir que en su propio mundo ella no es una pirada de la que todos sienten pena, sino una elegida capaz de ver lo que otros no llegan a imaginar.

The Horse Girl nos ayuda a comprender lo que siente, vive y ve nuestra protagonista, poniéndonos en su lugar en todo momento, pero dándonos las claves para ver más allá de sus alucinaciones. Es normal que lo primero que pensamos es que lo que ella está experimentando es real; pero en cuanto profundizamos en el asunto y unimos las piezas vemos que realmente está  enferma y que necesita ayuda psiquiátrica. Y ese final liberador donde es “absorbida” a plena luz del día por los aliens es en verdad el momento más condenador de su existencia.

Comparte el artículo si te ha gustado

¿Qué películas veremos en la 17 MUESTRA SYFY?

Este fin de semana llega una nueva edición de la Muestra Syfy a Madrid, la número 17, un fin de semana cargado de cine fantástico con las propuestas más llamativas que se estrenarán los próximos meses en cines. Y una edición más estaremos preparados para hablaros de todas las películas que podamos disfrutar durante estos cuatro días. 

Os dejamos la imagen con la programación completa. Recordad que podéis comprar entradas para todas las sesiones a excepción de la película  inaugural.

¿Cuáles son las películas más esperadas

  • ONWARD

La película inaugural será Onward, una nueva aventura de animación de Pixar donde dos hermanos tratarán de pasar un último día con su padre que falleció siendo ellos muy pequeños, a través de los pocos resquicios de magia que sigue habiendo en el mundo. 

  • THE LODGE

Una de las películas de terror más esperadas en este 2020, sobre todo tras las buenas críticas que trajo de Sitges. Además sus directores son los de la aterradora «Dulces sueños, mamá». En esta ocasión contará la historia de una mujer que tras convertirse en madrastra adquirirá una actitud aterradora hacia su nueva familia.

Imagen de ‘The lodge’

 

  • COLOR OUT OF SPACE

Uno de los relatos más conocidos de Lovecract y además protagonizado por el mismísimo Nicolase Cage. Sin duda dos elementos clave para que se convierta en una de las apuestas más esperadas de la muestra. Además tiene extraterrestres y mucho colorido. ¿Qué podría salir mal?

  • THE BOY

La segunda parte de la película de 2017. En esta ocasión una familia se muda a la casa donde ocurrieron los hechos que ya conocemos. Pero cuando el hijo de la familia encuentra el famosos muñeco, su actitud cambiará completamente llegando a asustar a sus propios padres.

  • BACURAU

La película brasileña que ganó el premio del jurado en Cannes  y que cuenta la historia de un pueblo que comienza a ser borrado del mapa ante el miedo de sus vecinos. Es una de las propuestas más esperadas y además pronto se estrenará en España.

Imagen de ‘Bacurau’

 

  • SYNCHRONIC

Se trata de la nueva película del director de ‘Lo infinito’ que cuenta como protagonista con Jamie Dornan. Trata sobre dos paramédicos que investigarán  una nueva droga de siseño que está causando muchas muertes a su alrededor.

Las otras películas que veremos en Syfy son: The Pool, Blood Quantum, Shed of the Dead, The cleansing hour, Rabid, Satanic Panic, Human lost, Le Daim, First Love, regreso al futuro y Trolls 2

Os iremos informando de todas las novedades.

 

Comparte el artículo si te ha gustado

Análisis de ‘ESTA MIERDA ME SUPERA’ (I am not Okay with this): Explicación del final con spoilers


Netflix parece haber encontrado en las series adolescentes un tirón que no quiere dejar escapar. Y no le importa volver a reutilizar recursos que ya tiene manidos: adolescentes problemáticos, superpoderes incontrolables, humor negro o una atmósfera ochentera; porque cada nueva serie que estrena vuelve a triunfar entre los usuarios. Y esto es precisamente lo que ha sucedido con ESTA MIERDA ME SUPERA.

La serie está basada en el cómic ‘I am not ok with this’, escrito y dibujado por Charles Forsman, el mismo creador de ‘The end of the funcking world’.  Y curiosamente el encargado de adaptar las dos series para Netflix también es el mismo, Jonathan Entwistle. De ahí que sea inevitable comparar ambos proyectos y descubrir que el humor negro, los personaje incómodos y el tono oscuro están presente en sus trabajos.

SINOPSIS Y RESUMEN DE ‘ESTA MIERDA ME SUPERA’

Sydney (Sophia Lillis) es una adolescente problemática, retraída y con pocos amigos. Además, desde que su padre se suicidara meses atrás,  se siente más sola y aislada del resto que nunca. Pero si sus problemas no fueran suficientes, de la noche a la mañana de su interior comienza a emanar un poder sobrenatural que es incapaz de controlar. Cada vez que se enfada, una energía muy intensa comienza a apoderarse de ella hasta que acaba destrozando todo aquello que se encuentre a su alrededor: una biblioteca, una bolera, un supermercado o alguna que otra cabeza. El verdadero problema es que por mucho que lo intente es incapaz de controlarlo. Ni siquiera logra comprender lo que le está pasando. Para lidiar con su “superpoder” contará con su amigo y vecino, Stanley, y entre ambos tratarán de entender cómo controlar esa energía. Pero nadie dijo que ser una superheroína fuera sencillo.

Imagen ‘Esta mierda me supera’

ANÁLISIS ‘ESTA MIERDA ME SUPERA’

‘ESTA MIERDA ME SUPERA’ tiene todos los elementos reutilizados a los que nos referíamos antes: una atmósfera ochentera, adolescentes problemáticos, protagonistas antipáticos, superpoderes mal gestionados y misterios por descubrir; pero también tiene otros elementos que la diferencian del resto: dos protagonistas con carisma, episodios de veinte minutos, tramas adaptadas a los nuevos tiempos y por supuesto, un final explosivo. Además es entretenida, gamberra, divertida, oscura y capaz de engancharte desde el minuto uno.

Al igual que pasaba en ‘The end of the fucking world’, de nuevo contamos con una protagonista antipática y peleada con el mundo. Pero que a la vez tendrá nuestra simpatía y cariño desde el minuto uno. No estará sola tratando de lidiar con su superpoder, sino que tendrá a su amigo y vecino Stanley intentando ayudarla. Un nerd que parece nacido en los 80 y que actúa como tal. Porque seamos sinceros, qué niño de 15 años va a estar obsesionado con los VHS, con la música de los 80 y se pondría un traje chaqueta azul para ir al baile del instituto. Un nerd  de 2020 se pasaría las tardes jugando a la play station, vestiría camisetas frikis y estaría pegado al móvil las 24 horas. Ellos son los protagonistas de esta aventura y ambos logran ser la verdadera atracción de la serie.

Otro punto que marca la diferencia respecto a otras series es la sexualidad de la protagonista. Ya no es una chica reprimida que espera perder su virginidad con el guapo de clase en el baile de fin de curso. Sino una chica actual que mantiene una encuentro sexual con su vecino con toda la libertad de pasar un buen rato sin más compromisos, y que está enamorada de su mejor amiga en lo que parecerá una relación bilateral (aunque no nos ha dado tiempo a descubrirla). Una protagonista bisexual en lo que seguramente no sería una serie apta para Disney +.

EL FINAL ES LA BOMBA

El último aspecto llamativo es su final, que es un auténtico bombazo. Y es cuando el chico “guay” del instituto lee el diario de Sydney  delante de toda la clase, dejándola en evidencia y haciendo comentarios sumamente machistas y homófobo («dos tías enrollándose bien, pero eso de que sean lesbianas reales es asqueroso»), su enfado, que ha estado tratando de evitar todo el capítulo, hace que la cabeza del chico explote en mil pedazos. Un momento que no esperábamos en absoluto y que se convierte en la situación  más cruda y oscura de la temporada. Así es como el final nos deja claro que ESTA MIERDA ME SUPERA no es la típica serie y que no todo son blancos y negros, sino que los grises dominan su trama.

Y si el final no había sido  suficiente para dejarnos con las ganas de una segunda temporada,  la última escena encierra un cliff hanger de catálogo. En los últimos instantes, estando Sydeney cubierta de sangre y sesos, a su lado, de la nada, aparece un misterioso hombre con superpoderes.

  • – ¿Debería tener miedo? – pregunta Sydney
  • – Deberían tenerlo ellos. Empecemos.

¿Quién es ese hombre? ¿Qué van a comenzar¿ ¿Por qué los demás deberían temerles? Eso lo descubriremos en la siguiente temporada. Lo que si podemos observar es que al parecer Sydney está menos sola de lo que pensaba, que no es la única con superpoderes y que pronto aprenderá a usarlos. Quizás así esta mierda deje de superarle, o quizás esté a punto de tener problemas mucho más serios.